Dátiles para el parto!


El consumo de dátiles ayuda a la maduración de cuello uterino, haciendo el parto más rápido.

El consumo de dátiles se promueve durante la gestación y posterior al parto hace muchísimos años en países islámicos por sus múltiples propiedades nutricionales. Este fruto contiene carbohidratos, azúcares simples, sales minerales, proteínas y vitaminas, además de ser ricos en fibra, calcio, magnesio, potasio y zinc. A través de estudios se ha evidenciado que poseen radicales libres, antioxidantes, antimutagnénicos y actividad antimicrobiana, antiinflamatoria, gastroprotectora, hepatoprotectora, nefreprotectora, anticanferígena e inmunoestimulante, además de muchísimos otros componentes. Por lo que, sólo por lo anterior ya es un gran beneficio consumirlos.

En el año 2017 se realizó una revisión bibliográfica para determinar el efecto que tiene consumir dátiles en el último mes de gestación (desde las 36 semanas de gestación) sobre la maduración del cuello uterino y otros resultados obstétricos. Se consideraron 6 estudios, 4 de ellos evaluaban el consumo de dátiles al final de la gestación, uno de ellos durante el parto y el último luego del alumbramiento.

Estos autores postulan que el consumo de este fruto podría incrementar el número de receptores de oxitocina, causando un aumento de la contractilidad uterina y con ello preparar el cuello uterino para el parto. El postulado respecto a los dátiles es que puede incrementar el número de receptores de oxitocina, causando un aumento de la contractilidad uterina, preparando el cuello uterino para el parto. Dentro de los estudios que evaluaron el consumo durante la gestación se obtuvieron varios resultados positivos y favorables para el parto:

  • Mujeres que consumieron 6 dátiles diarios desde las 36 semanas llegaron con mayor dilatación cervical al centro hospitalario en comparación con las que no.

  • La proporción de mujeres que llegó con membranas intactas (sin ruptura de bolsa) al centro hospitalario fue significativamente mayor.

  • El 96% de las mujeres que consumieron dátiles comenzó con trabajo de parto espontáneo, versus un 79% de las que no consumieron.

  • La primera fase del parto fue considerablemente más corta (510 minutos vs 906 minutos).

  • La tasa de éxito de inducción del parto fue mayor (47% vs. 28%).

Un estudio evaluó el consumo de sirope de dátil durante el trabajo de parto, a partir delos 4 cm de dilatación. Aquí se observó que la tasa de progresión fue mayor (96,7% vs 66,7%) y duración del parto más corta.

Por último, un estudio evaluó el consumo de dátiles inmediatamente tras la expulsión de la placenta para comparar el efecto de la oxitocina intramuscular con la prevención de hemorragia postparto. La pérdida sanguínea en la 1° hora postparto fue significativamente menor, a la 2° y 3° hora también fue menor, pero no estadísticamente significativo. Probablemente a la presencia de distintos nutrientes en los dátiles como el de calcio, serotonina, taninos, ácidos grasos y hierro que participan en la contracción uterina. Por lo que se sugiere como método efectivo de prevención de hemorragia postparto en partos normales sin complicaciones.

Por todo lo anterior, el consumo de dátiles parece ser una buena opción para la gestante. Además de sus características nutricionales, podría reducir las tasas de inducción y mejorar el progreso del parto.

Asi que ya sabes, desde las 36 semanas de gestación consumir 6 dátiles diarios!

¿Te gustó esta información? Si quieres recibir más información, tips y datos para disfrutar de una gestación consciente, natural y saludable puedes suscribirte a nuestra Guía práctica de gestación semana a semana en el siguiente link.


468 vistas
  • Facebook
  • Instagram

+56 9 4920 3395

Las Condes, Santiago